Se pico con esta picada desordenada


El aislamiento preventivo, social y obligatorio por la pandemia del coronavirus trajo un crecimiento notable en el trabajo de las personas que se dedican al delivery, que son quienes ponen la cara cuando un cliente abre el paquete y lo que recibe no es tal cual lo describe la empresa o restaurante cuando lo publicita por internet.

Se hizo viral la queja de un usuario de Twitter, que hizo un posteo sobre las condiciones en las que recibió una picada que le costó mal de 1000 pesos, en Buenos Aires.

"Pedimos una picada a domicilio. Les juro que yo les doy comida de mejor calidad y mejor presentada a los perros de la calle", lamentó el usuario @facundumlegem junto a la foto del plato.

Ante la consulta de varios internautas que inundaron la publicación con comentarios de la pobre presentación de la comida, afirmó en un posteo: "A los que me preguntaban precio y querían ver cómo era la foto de presentación, ahí van las respuestas".

"El local se contactó conmigo y pidieron disculpas. Cabe decirlo. Me ofrecieron algunos productos en compensación por el mal momento, pero les pedí que usen ese dinero para, aunque sea, comprar separadores de cartón para los envíos. Ojalá sus próximos clientes tengan mejor suerte", afirmó el indignado cliente. /Crónica
Leer más