Deja a su marido para estar con su hijastro 15 años menor que ella

Sin duda, una trama digna de cualquier telenovela o ficción de Netflix. La protagonista de esta insólita historia es Marina Balmasheva, una conocida influencer rusa de 35 años y su hijastro Vladimir de 20 años de edad. Y es que esta mujer rusa se ha convertido en viral tras descubrirse que se ha divorciado de su marido para comenzar una relación con Vladimir.

La carrera de Marina como influencer comenzó cuando se decidió a compartir a través de las redes sociales su importante cambio físico y su pérdida de peso. Con cada publicación, la rusa ganaba miles y miles de seguidores que a día de hoy le permiten vivir a costa de Instagram. Marina publica su día a día haciendo participe también a su círculo más cercano como era hasta ahora su marido Alexey Shavyrin de 45 años, con el que tiene cinco hijos adoptados en común. Tras trece años juntos, el matrimonió decidió separarse después de que Alexey pillara a Marina con su hijastro Vladimir en la cama.

Los tres protagonistas de este triángulo amoroso acudieron a un programa de la televisión rusa para contar su historia y que cada uno diera su versión de los hechos. Una historia que logró disparar la fama de Marina y su hijastro hasta llegar al medio millón de seguidores en las redes sociales en apenas cinco meses.

La mayoría de los espectadores no apostaban ni un céntimo por esta pareja. Sin embargo, Marina y Vladimir al sorprendido tanto a la audiencia como a sus seguidores de Instagram anunciando que ella está embarazada. “Todo es posible en este mundo, por eso decidimos casarnos”, añade la influencer.

“Después de la oficina de registro, nos vestimos con el típico traje de boda y disfrutamos de una agradable celebración en un restaurante local con varios invitados”, cuenta Marina en declaraciones a varios medios rusos. La influencer añade que ni ella ni su hijastro (y ahora marido) no mantienen ningún tipo de contacto con Alexey.