La Plata Ciudad Verde

La Plata Ciudad Verde

Alejandro Fantino lejos de la Argentina

Por estos días, poco se sabe del presente de Alejandro Fantino (45). Tras pasar las fiestas en la Argentina, cerrar un buen 2016 con Animales Sueltos (América) y separarse definitivamente de Miriam Lanzoni, el conductor viajó a Colombia para trabajar. Allí está desde hace un mes, grabando la versión global de Escuela para maridos (Fox), el ciclo que conduce desde hace 2 años. Y asegura que aunque disfruta de su presente y está feliz con el trato que le brinda la señal que lo contrató, allí la vida se le está haciendo "complicada y difícil".


En otras palabras, Fantino extraña vivir en el país. Es más: le ofrecieron trabajar más tiempo afuera de la Argentina y convertirse en un conductor puramente internacional, pero él por ahora se negó. "Me costaría irme a vivir afuera, me di cuenta con estas experiencias de un mes y pico. Pero me cuesta decir no. Me están ofreciendo en algún punto quedarme temporadas más largas. Pero no está en mi cabeza, yo quiero seguir en la Argentina", se sincera en diálogo con Clarín.

Este año, el desafío fue conducir una versión de Escuela para maridos con participantes de tres países: Colombia, México y Argentina. Frente a cámara, lo acompañan la sexóloga Alessandra Rampolla y el conductor mexicano Facundo Gómez. En la producción, su amigo Sergio Figliuolo, quien está habitualmente en su programa de radio La Red y se lo llevó ahora con él. "Yo había hecho las tres versiones por separado del reality, pero ahora se decidió hacer un encare global", precisa.

Desde Bogotá, Fantino explica cómo es su vida allí. "En Argentina estoy acostumbrado a que me conozcan o a tener algún tipo de ayuda para algunas cosas, y acá es cero. Si bien me han tratado perfectamente en Fox, no es lo mismo que vivir allá", sostiene. Sin embargo, afirma que también disfruta un poco del anonimato: "Fui a ver a Independiente de Santa Fe, que jugó la final de la Superliga. Y fui a la popular, quería ver cómo se vivía un partido de fútbol colombiano desde acá".


Hasta su regreso a la Argentina, planeado para el 7 de febrero, el conductor seguirá con su habitual rutina en Colombia. "Me dediqué a entrenar, seguir bajando de peso y a cuidarme un poco. También estuve jugando al tenis en un centro popular. Me hice amigo de los profes. Acá mi vida es muy tranquila y relajada: del trabajo al hotel y del hotel al trabajo", cuenta. Una vida diferente y lejos de casa.

fr

fr